Los Primeros Días de Vida

-El Recién Nacido-

Los Primeros Días de Vida

¿Tiene un Recién Nacido o vas a tenerlo?

Tienes que saber que va a pasar. No te dejes impresionar, opiniones van y opiniones vienen, confía en lo que sabes y en lo que es lo mejor.

Anticipate a los cambios que habrán de pasar, el proceso de lactancia de los Primeros Días de Vida son naturales, pero son facilitados por actos muy sencillos que hacen la gran Diferencia.

En este video repasamos los temas que más preocupan a los papas en esos primeros días.

 

1.- ¿Qué es el Calostro? ¿Cuanto sale?

2.- ¿ Porque sale tan poco? ¿NO me sale leche?

3.- En la clínica me Recomendaron darle leche de Fórmula.

4.-¿Que es la Hipoglicemia?

5.- ¿Cuáles son los indicadores de todo va Bien si le doy Seno Materno a mi bebé?

6.- ¿Qué es el contacto piel con piel? Mira el video

Todo esto y mucho más.

#CaminoAlTrabajo

Está muy Delgado y No Come bien

¿Qué Hago?

Está muy Delgado y No Come bien

¿Qué Hago?

Los abuelos o conocidos te dicen que – Está muy Delgado y No Come bien -¿Has pensado que tu Hija o Hijo, no ha estado comiendo bien los últimos días o semanas? ¿Piensas que está muy delgada o delgado? ¿Notas que no ha ganado peso en los últimos meses? Hay muchos papás que piensan lo mismo que tú, no eres la única.

No te preocupes, lo más probable es que esto no sea tan real.

 

Son bastantes los Papás que nos visitan en consulta por que están Preocupados y Angustiados por que ASEGURAN que sus hijos NO comen NADA! así lo dicen, de entrada.

Y cuando volteo a ver al supuesto “enfermo, lánguido y mal nutrido infante”, encuentro a una niña o un niño en toda su plenitud, contento, jugando, revoloteando con los juguetes de la oficina…sonriendo porque encontró un “bum, bum” y una mesita con juguetes.

Vuelvo la mirada con los padres y les pregunto qué ¿Por qué piensan que NO come, si se ve bastante bien?

Y es que basta ver un niño enfermo que realmente deja de comer un par de días, para ver lo diferente que es su actitud y su color.

Es verdad los niños pasan por etapas, temporadas buenas y otras no tan buenas, en unas comen como leones y en otras son tan selectivos que pareciera que no hay más que 2 o 3 alimentos en casa.

Te voy a dar varios algunas recomendaciones para mejorar esta percepción.

Solo te advierto, que requieren esfuerzo de tu parte, además de mucha paciencia y conciencia, probablemente después de iniciar estas recomendaciones notaras cambios en la segunda o tercer semana. Ahí van…

1.- No supongas nada. Asegúrate que todo esta bien.

Tomate un tiempo y aun cuando NO este enfermo de gravedad, tráelo a consulta y confirmemos que su medidas de Pesos y Tallas están dentro de lo recomendado. Sin esto no se puede avanzar, es el primer paso para tu tranquilidad.

2.- Ten Cuidado con lo que comen.

Más que contar calorías o ser muy escrupuloso con los alimentos, se trata de evitar algunos alimentos. Entre ellos los Líquidos con Calorías.

El Enemigo Silencioso – Los jugos empacados, las malteadas, leche con chocolate o simplemente la leche, tienen buena cantidad de calorías que suman y suman, pero no brindan grandes beneficios por si solas.

No estoy diciendo que no disfruten cosas ricas, un pastelito o un gustito, ¿Por qué no?  Claro que se vale, son niños, pero el tema aquí es cada cuando y no por salir del paso en día a día.

3.- Evita Compensar.

Si el platillo familiar fue arroz, pollo y vegetales y el incauto o incauta no se los quiere comer, intenta mejorar la presentación, la forma o la combinación y por último, si no tienes éxito retirar el plato de la mesa después de intentarlo por un tiempo prudente y esperar al siguiente alimento, sin dar algo cambio, NO Compenses.

No digas “pobrecito o pobrecita, casi no comió… de perdido que se coma una quesadilla, la pasta, un juguito, o su lechita”. Seguirá comiendo mal tenlo por seguro.

4.-Dile NO a los Productos Empaquetados “Nutritivos o Fortificados” para Niños.

Polvos para malteadas, malteadas ya preparadas como Pediasure, yogurt líquido con “probióticos”, Yakult o cereales para niño. Más calorías vacías y sin sentido, te harán la mala pasada y después de comer estos productos, te aseguro que las próximas 12 hrs tu hijo no querrá saber nada de alimentos.

5.- Las vitaminas NO son estimulantes del apetito.

De verdad, no es muy lógico.

Las vitaminas son micronutrientes y ya están contenidos en los alimentos, tienen otras muchas funciones e indicaciones de uso, pero NO le van a dar más hambre si se las das. ¿Por qué habría de pasar eso?

NO existen fórmulas mágicas, no existen vitaminas o productos que podamos prescribirte para que esto mejore, y si te los prescriben desconfía porque te lo aseguro ahí no está la respuesta.

Nuestros hijos nos Admiran, nos observan aun cuando parece que No lo hacen. Si tú NO comes saludable, te aseguro que ellos tampoco lo harán.

Y por último, hasta donde yo sé, en México los niños no deben de trabajar y ELLOS no compran las cosas que están en Casa… ¿Cierto? Así que todo inicia cuando vas al súper.

¿Lo tienes? Anticipa, planea tu menú y se constante, te aseguro que va a comer mejor.

El Biberón y Vaso Entrenador

¿Hasta Cuando?

¿Sabías que los niños mayores de un año no debieran tomar fórmula en Biberón y Vaso Entrenador?

¿Que los bebés amamantados al pecho de mamá, de preferencia NO deberían nunca de conocer el Biberón, ni usar el Vaso Entrenador?

biberon, sippy cup, mamila, vaso entrenador

En mi experiencia como pediatra y como papá he notado que muchos padres piensan que lo normal es que los niños una vez que quieren beber otra

Sigue Leyendo »

Mi Hijo No se Toma las Medicinas.

6 consejos para darles la medicina con facilidad.

 Mi Hijo No se Toma las Medicinas es Imposible darle las medicinas.

Los más pequeños de la casa son los mas consentidos. Son unos angelitos, risueños y graciosos….

Pero que no llegue el momento de darles algún medicamento por que se transforman en energúmenos.

No se Toma las Medicinas por ningun metodo.

Medicinas, como da
  • Escupe o vomita el medicamento-
  • -Sale corriendo en cuanto ve las medicinas-
  • -Es muy difícil darle las medicinas-
  • -Los vecinos han de decir que la estoy matando-

Sigue Leyendo »

Mi hijo no aumenta de peso.

no gana peso

No aumenta de peso

 

Mi hijo no aumenta de peso -¿Es normal doctor?- La respuesta por lo general es Si.

No es infrecuente que los padres acudan con su hijo a consulta por otros motivos como por ejemplo algún resfriado y en el momento en que son pesados en la báscula, se sorprenden sin excepción y dicen: – sigue pesando lo mismo que hace meses, mi hijo no aumenta de peso -¿Es normal doctor?- La respuesta por lo general es Si.
Muchos papas nos preguntan sobre esto, independientemente de si los niños son robustos, medianos o pequeños. Es una duda que todo padre tiene en su corazón, nadie quiere padecer la baja de peso, pero el sobrepeso es en general mejor tolerado.

 

¿Por qué es tan común tener esta duda?

Sucede que la mayoría de los padres notan aumentos de peso significativos en los primeros meses de vida, con valores que rebasan en ocasiones hasta el kilo por mes. Después de la introducción de alimentos complementarios, alrededor de los 6 meses de vida, el incremento del peso es menor pero también normal y esperado, logrando alcanzar al año de edad un rango entre los 9,5 a los 12 kilos, “estancándose” en este peso por los próximos meses.

Es muy importante tomar en cuenta los siguientes detalles cuando hablamos del peso en niños.

1.- Lo recomendable es valorar el peso del niño cuando está sano, en una consulta que se haya programado específicamente para tratar este tema o como parte de una revisión de un niño sano. No se recomienda valorar el peso de un niño cuando está enfermo, puesto que lo primero que se ve afectado es el apetito y la tolerancia a los alimentos y por consecuencia el diagnóstico de nutrición.

2.- Cuando se valora el peso de un niño, no debe darse una opinión al aire, a “ojo de buen cubero” como se dice coloquialmente, si no basado en una revisión minuciosa, haciendo un análisis completo que incluya la talla y el perímetro de la cabeza.

3.- La mejor manera de conocer si el peso y talla de nuestros hijos son las apropiadas, es contar con un registro consecutivo de las mediciones de consultas anteriores y no una sola medida aislada. Teniendo un record detallado de las medidas básicas como el Peso, la Talla o longitud además del perímetro de la cabeza podremos integrar los datos junto con la edad del niño en tablas que relacionan el Peso con la Talla y el Índice de masa corporal, con el fin de saber si tenemos una adecuada curva de crecimiento.

4.- Las comparaciones son siempre malas. Cada niño es diferente, aun entre hermanos puede existir diferencias significativas, es muy importante considerar también los aspectos familiares, genéticos y alimenticios.

Si tienes duda del peso de tu pequeño mi recomendación es programar una cita cuando no esté enfermo, te darás cuenta en la mayoría de las ocasiones que el peso y la talla son las esperadas y que todo está dentro parámetros normales, de lo contrario encontraremos la forma de mejorar las condiciones de peso y resolver tus inquietudes respecto del cuidado de alimentación acorde a la edad y consejos para mejorarla muy pronto.